Todas las piscinas necesitan de mantenimiento. La falta de revisión puede agravar más los daños que puede tener tu piscina, haciéndote tener que invertir mucho más tiempo y dinero del que hubiese hecho falta. Una rehabilitación de piscina, y un buen mantenimiento, para mantener la piscina en un estado correcto, puede hacerte ahorrar dinero al paso del tiempo. Hay algunas señales de que necesitamos la rehabilitación de la piscina.

La primera puede ser la perdida de color, debido a la reacción química entre la suciedad, el agua y el material de la piscina.

La segunda, la obstrucción de la tubería que va al filtro. Si notas que el agua está sucia, pero el filtro está funcionando de forma correcta, puede ser que sea la tubería. Desde Diaz Pools tenemos profesionales capaces de arreglarlo.

La tercera, si el calentador parece no funcionar correctamente, podría ser que no le llega bien ni el aire, ni el agua, que necesita para su correcto funcionamiento. Si el calentador funciona correctamente, es posible que el error sea de los controles. Por eso, nuestros técnicos revisarán si es que está roto, o, que ya es demasiado antiguo y necesita cambio.

Por último, si encuentras grietas en la piscina, nosotros nos encargamos de la rehabilitación de la piscina, lo más rápido posible para que no se agraven los daños. Esto sucede por el cambio brusco de temperaturas. Recuerda que la piscina debe renovarse cada tres y siete años para evitar daños mayores.

REHABILITACION DE PISICNAS

Si tienes una piscina, es inevitable tener tareas de reparación. Como cualquier lugar de tu hogar, tu piscina también necesita un mantenimiento correcto, para que tenga la mayor seguridad para toda tu familia.

Hay que tener en cuenta que las faenas de rehabilitación de piscina, es necesaria que la haga un profesional. Un mal mantenimiento puede causar daños muchos mayores y no tener la seguridad que te mereces.

Algunas de las tareas que debe hacer un profesional son:

Bomba de agua con fuga: debido a la fuerza que debe estar haciendo continuamente es probable que con el paso del tiempo empiece a gotear, debido alguna parte que esté desgastada. Es una de las reparaciones más comunes

Filtro sucio: quizá es la avería más fácil de detectar, ya que la piscina se mantiene sucia, por más que la limpias.

Bomba obstruida: las obstrucciones pueden ocurrir del pelo de animales, hojas de los árboles y suciedad en general. Este problema es bastante fácil de solucionar, a no ser que no le des importancia, se agrave la situación y se convierta en una reparación bastante costosa, aparatosa y más lenta que si se hubiese reparado en el momento.

Leave A Comment